Muchas de estas modificaciones en amplificadores no suponen ningún problema para los modelos antiguos de construcción artesanal, careciendo de las placas de circuito que son ya la norma desde hace décadas… En general, no recomiendo modificaciones fuertes, intentando cambiar totalmente el sonido de un diseo; más bien cosas ligeras y si es posible, sin taladrar. Además, suelo usar materiales de época, que pueden ser una ventaja. Por ejemplo resistencias de compuesto de carbono en selectos sitios del circuito en los amplis vintage.

Lo bueno de los nuevos modelos suele ser su versatilidad (y normalmente su precio), lo menos bueno: algunos componentes electrónicos, recinto de conglomerado, construcción y accesibilidad para el servicio técnico, la dichosa placa de circuito que a menudo suele dificultar el mantenimiento (y las reparaciones). Afortunadamente, no todos los fabricantes son iguales y casi todas las grandes marcas ofrecen tambien modelos donde estas desventajas han sido reducidas.

Los transformadores son, en gran parte, los responsables del sonido de tu ampli; como tambien están entre las piezas más costosas, es aquí donde muchos fabricantes encuentran una posibilidad de gran ahorro.

mercury magnetics

Entre otros, suelo trabajar con transformadores del fabricante ”Mercury Magnetics”.  La razón es que ofrecen sustitutos (copias exactas) de  muchísimos modelos, versiones mejoradas y fabrican según especificaciones del cliente para conseguir ese sonido especial.

 

 

Servicio de modificaciones de amplificadores 

  • Conversión “Silverface” a “Blackface”: muy interesante para los modelos anteriores a 1977.
  • Instalar el vibrato del modelo “Vibroverb”: (bueno, en realidad es un efecto tremolo pero Fender lo denominó “vibrato”) con más “vida” y profundidad…si no te convence el vibrato estandar, no busques más!
  • Bajar la sensibilidad del mando de Volumen/Master (sobre todo para los Hot-Rods)
  • Efectos en ambos canales (Fender)
  • Previos en cascada (Marshall)
  • Conversión a “cathode-bias”: auto-regula el bias de las válvulas de potencia, da un sonido más redondo y compresión agradable como en los primeros modelos “Tweed” y los “AC” británicos. Este circuito es muy fiable.
  • Emulador de rectificación a válvula
  • Modificación de un DSL401
  • Mejora de componentes: condensadores paso de seal, fuente de alimentación, válvulas, trabajo con la casa “JJ Electronic”, calidad y buenos precios.
  • Cambio de impedancia/sensibilidad.
  • Montar/eliminar un control Master.
  • Selector de canal NORMAL/VIBRATO (Fender)
  • Cambios del EQ: bajos, medios.
  • Mandos adicionales: presence, gain, shift, fat, EQ.
  • Añadir el modo triodo (menos potencia, otro sonido, la etapa de potencia distorsiona mucho antes)
  • Send/return para efectos.
  • Conversión de 6L6 a EL-34, 6V6, EL84. Con la EL34 por ejemplo el sonido rompe antes y da otro carácter del sonido en distorsión.
  • Añadir line-out, entrada.
  • Reducción de ruidos, zumbidos, etc.
  • Cambios en el carácter del “overdrive”, “crunch”.
  • Reducción de potencia (para practicar en casa, grabaciones, disfrutar de un overdrive a menos potencia…).

 

No encuentras lo que buscas en esta lista? Escríbenos y lo consultamos sin compromiso!

 

Para conseguir la mitad del volumen, se necesita la decima parte de la potencia (debido a la sensibilidad logarítmica del oído)y el resultado es una reducción de 10 dB. Modificar un ampli de 50 Vatios para que suene bien a un nivel de piso no es sencillo si queremos aprovechar la distorsión de la etapa de potencia. Ni el modo “triodo” o el cambio de 6L6 a 6V6 o EL84 son suficiente por sí sólo! Estamos hablando de conseguir una potencia máxima de 0,5 Vatio, ¡como mucho! Si además queremos que cante el transformador de salida, no hay más remedio que utilizar un buen atenuador. Cuidado tambien con el truco de arrancar dos de los cuatro 6L6 de un Twin-Reverb por ejemplo: se consige un30..40% de la potencia y además la posibilidad de sobretensión y/ó desajustes del bias… Si quieres usar esa opción, lo mejor es instalar un buen interruptor para la selección de 2/4 válvulas y que ese además haga el reajuste del bias necesario. Sin este reajuste, las dos válvulas que van a “half power” se gastarán bastante antes, sobre todo si no reajustamos la impedancia de salida a la mitad ó bien doblando la impedancia del altavoz. Los cambios de potencia, sin o con eliminación de dos válvulas y con diferentes combinaciones de impedancias del transformador y altavoz se puede ver en éste gráfico, medido con un Marshall.

 

En el gráfico se puede observar lo que pasa con la potencia si conectamos diferentes cargas (pantallas) a diferentes salidas del ampli y eso para 4*EL34 y 2*EL34. A la izquierda por ejemplo, vemos una pantalla de 4 Ohm (R-Load)conectada a la salida de 4, 8 y 16 Ohm del ampli, tanto para 4* y 2*EL34.

Con 4*EL34, las potencias máximas están siempre donde las impedancias coinciden y con 2*EL34 (“half power”) hay que seleccionar la mitad de la impedancia del ampli (para una pantalla de 4 Ohm se necesitaría una salida de 2 Ohm para llegar a los 50W).
¡OJO! Cuando más nos alejamos de la combinación óptima (potencia máxima), por ejemplo altavoz 8, selector de impedancia 8 Ohm para “100W”, o bien ponemos el slector de potencia en “50W” y el de la impedancia en 4 Ohm, más estrés metemos en las válvulas y/o en el transformador de salida.

En el caso de la pantalla de 4 Ohm hay que tener cuidado de no usar las salidas de 8 y (peor) 16 Ohm Ya que el desajuste es bastante grande. Normalmente no pasa nada si no vamos “a tope” pero para mayor seguridad es recomendable el uso de la combinación de mayor potencia. Así, las válvulas durarán más.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *